sábado, 18 de marzo de 2017

Las razones para la salida de Chile

Una de las quejas que más se escuchó de los pilotos tras el término del rally Dakar 2017 fueron los terrenos que tuvieron que transitar durante los 15 días de carrera. La ausencia de terrenos desérticos y dunas, tan características de la prueba, no dejaron satisfechos a los competidores y muchos pedían el retorno de Chile al recorrido, que por segundo año quedaba fuera por trabas en las negociaciones de las autoridades nacionales y ASO, empresa organizadora del evento.

Sin embargo, una vez más, las tratativas no llegaron a buen puerto y Chile, por tercera vez consecutiva, no tendrá el rally.

Dentro de lo que querían las autoridades chilenas era que la carrera sólo pasara en terreno nacional por la ciudad de Iquique y ahí se realizara, además de un tramo de la competencia, una especie de exhibición, se contara o no con el día de descanso, para acercar la carrera a la ciudadanía. La opción fue descartada rápidamente por la organización.

Sin embargo, no fue el único requerimiento de las autoridades y también exigían que sólo pasaran los autos y las motos, dejando fuera a la categoría de camiones para disminuir el impacto ambiental. Finalmente, le dejaron en claro a la organización que no aportarían financiamiento y que sólo facilitarían infraestructura policial, de Sernatur y del Ministerio del Deporte.

De esta forma, la organización, que ya había cerrado un trato con Perú, en un principio, ya tiene definidos los hitos claves, siendo Lima la ciudad elegida para la partida, con día de descanso en Bolivia y llegada en Argentina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada